Arias Consultores cierra Sinaloa

TRANSICIÓN

Oswaldo Villaseñor

Rubén Rocha Moya sigue estancado en la intención de voto y Mario Zamora ya se colocó a dos puntos abajo, es decir, en prácticamente en un empate técnico, de acuerdo a la encuesta realizada por Arias Consultores.

Desde luego durante muchos meses que conocimos resultados de encuestas de inducción lo explicamos. En época donde no hay campañas ni nombres de candidatos, se vale jugar con las encuestas de inducción.

¿Por qué? Bueno, porque simple y sencillamente no hay forma de comprobar lo contrario de una verdad y una mentira en la información y números divulgados. Ese fue un nicho de negocio y de mercado que encontraron encuestadoras para mantenerse vigente en tiempos en los cuales no había elecciones en juego.

Pero también lo dijimos. Las verdaderas encuestas de firmas de prestigio, esas las veremos hasta que ya se empiece de lleno el proceso electoral. Esas no se prestan para hacer trabajos de inducción.

Muchas encuestas de firmas poco conocidas o más bien desconocidas antes del inicio de la presente administración federal se divulgaron poniendo casi todas a Morena arrasando en los 15 estados donde habrá relevo de gobernador. Hoy los números actuales dicen que ya no es así.

Esas encuestadoras le trabajan a la Presidencia de la República e hicieron su chamba.

Pues bien, las firmas conocidas y de prestigio, esas que no se prestan a realizar encuestas de inducción –o sea encuestas a modo- porque viven y sobre viven de su prestigio, ya se empiezan a conocer.

Llama la atención la primera encuesta de Arias Consultores, donde ya mide a los candidatos actuales que competirán por Sinaloa, a apenas un mes de arranque de los procesos internos. Mario Zamora y Rubén Rocha se encuentren ya casi parejos.

Rubén Rocha aparece con 38.8 por ciento y Mario Zamora con el 36 por ciento. Con los resultados del resto de los candidatos, se confirma un pronóstico hecho desde muchos meses atrás, incluso, antes de que iniciara el proceso como tal. La presente elección será una elección polarizada, es decir, una elección de dos. Morena y quien le vaya a competir a Morena, en este caso la Gran Alianza del PRI-PAN y PRD. El resto no va a pintar y así sucede.

Sergio Torres de MC aparece apenas con un 3.6 por ciento de intención del voto. Gloria González del PT con 1.6 por ciento, Tomás Saucedo del PVEM con 0.2 por ciento, Lucila Ayala de Moreshi con 1.0 por ciento y Héctor Melesio Cuen quien ya declinó a favor de Rocha con un 8 por ciento.

Con estos números se puede explicar el por qué el desespero de Cuén por hacer una alianza con candidaturas comunes con Morena y del propio Morena de hacer una alianza con el PAS para alinear su estructura sin importar el daño y la pérdida por juntar tantos negativos.

La elección ya se cerró después de que por varios meses se indujo que Morena y Rocha eran prácticamente ya los grandes ganadores de esta elección. La campaña aun no empieza y esto ya se puso bueno.

Lo cierto es que en esta encuesta de Arias Consultores, aun no se mide el costo real que tendrá el rechazo a la alianza PAS-Morena, mientras que ya aparece el costo que tuvo el rechazo de la alianza PRI-PAN-PRD.

En Morena apenas empieza el parto de sus definiciones y la alianza con el PAS seguramente le costará caro a Rocha. De entrada el rechazo interno de la militancia de ambos partidos y el rechazo social de quienes ven una pérdida principios, ya se hizo sentir y fuerte.

¿Qué es lo que queda por ver en la campaña? Bueno el contraste de los candidatos y el medir la indignación de quienes no están conformes con Morena y su aliado El PAS y quienes no estén conformes con el PRI y el PAN.

Insistimos, conocer las encuestas levantadas por firmas serias y de prestigio, es lo que hay que observar para darnos una idea de cómo va realmente el proceso electoral actual.

1.-En nuestra columna del pasado 03 de Febrero del 2020 titulada “Morena sin López Obrador” escribimos lo siguiente que cobra mucha vigencia al día de hoy. Tal parece que a los supremos aspirantes de Morena ya les cayó el 20 de que el voto a ciegas que se dio en el 2018 no se repetirá en el 2021 y ocuparán de una buena imagen y buena aceptación del Gobierno del Presidente López Obrador para poder ganar la elección.

2.-Cuando se cruza el nombre de personajes y se les mide en lo individual, el nivel de posicionamiento es muy bajo, e incluso el índice de conocimiento de la gente hacia ellos también anda muy, pero muy bajo. Rocha en lo personal apenas y alcanza el 14 por ciento de intención de voto e Imelda Castro apenas el 6 por ciento. Muy por debajo de personajes como Jesús Vizcarra, Rosy Fuentes, Aarón Irizar y Mario Zamora.

3.-Este fenómeno de separación entre Morena, presidente y supremos aspirantes ante los ojos de la gente ya empieza a generarles esperanza a los opositores al partido en el poder presidencial y preocupación a los Morenos que aspiran a ir en las boletas en el 2021.

4.-¿Dónde residía la fortaleza de Rubén Rocha?. Bueno, en una parte en el alto porcentaje de posicionamiento de la marca Morena, pero aun así, su mayor fortaleza residía en la especie de “cargada” priista que se da a su favor al hacerlo ver como el candidato natural de Jesús Vizcarra, Jesús Aguilar y Quirino Ordaz. Hasta ahí lo escrito hace poco más de un año atrás.

5.-Y decimos que el escenario no ha cambiado mucho, excepto los factores. Hoy Rocha se mantiene fuerte por la mezcla de intención de voto hacia Morena y la intención de Voto personal suyo, amén de lo que le queda de la supuesta cargada priista a su favor.

6.-¿Por qué ya no creció y se consolidó aún más? Bueno, por qué de entrada y ya con candidato el PRI y el Gobernador Quirino Ordaz, la cargada priista que existía hacia Rocha se empieza a derrumbar y se alinea hacia el mismo PRI.

Pero además, poco a poco se va dejando en claro que los priistas van por el poder del Estado y no lo van a entregar. Quirino se convirtió no solo en el gran elector, sino también en el principal activo y referencia para el candidato del PRI Mario Zamora.

7.-En cambio o contraste, la marca Morena y el presidente López Obrador a dos años y medio de gobierno ya experimentan un fuerte desgaste por los pocos resultados dados y el fuerte divisionismo existente producto de la lucha que se libra por las posiciones en disputa.

8.-Tan ya no representa una garantía la marca Morena ni la imagen del presidente López Obrador que su candidato Rubén Rocha pareciera divorciarse de ambos y construir sus propios amarres, alianzas y escenarios como sucede con la construida con el PAS y Héctor Melesio Cuen.

Rocha olvidó lo que el presidente López Obrador ha dicho y piensa del cacicazgo de Cuen en la UAS e incluso, olvidó e hizo a un lado sus propias palabras y acusaciones lanzadas en contra del dueño del PAS y de quien dijo mantiene secuestrada a la UAS al momento de ofrecer liberarla.

Sabe que su posicionamiento personal y el de la marca Morena y López Obrador no le alcanzan ya para asegurar el triunfo y prefirió vender su alma al diablo con tal de tener esa posibilidad real de ganar la gubernatura.

9.-En fin, la fiesta apenas empieza y la lucha ya se cerró y polarizó entre Rocha y Mario Zamora. Aún faltan casi 100 días para la elección. Veremos quien se equivoca y pierde y quien logra convertirse en la esperanza para los Sinaloenses.

Habrá que estar pendientes.

PASO A PASITO.-Ya lo habíamos dicho pero había una confusión que pareciera ya aclararse. Los partidos solo podrán hacer alianza con otro partido nada más si antes el 23 de Diciembre del 2020 no registraron una coalición.

Pero además, solo podrán llevar candidaturas comunes en un porcentaje que no supera el 25 por ciento de las posiciones en disputa.

Es decir, los partidos podrán postular candidatos comunes solo en 4 municipios y máximo 6 distritos electorales locales.

Ayer se dio una reunión en el CEN del PRI y los jurídicos del partido les confirmaron tal limitante legal ya con jurisprudencia federal aceptada.

¿Cuáles pueden ser los efectos y consecuencias directas para quienes construyeron ya coaliciones o podrán firmar candidaturas comunes? Eso lo planteamos mañana, pero ese será otro duro golpe para el PAS y Morena y también para el PRI y El PAN.

A resolver ahora en donde van y donde no.

OTRO PASITO.-Sigue el acomodo en el PRI. Vienen más cambios que buscan apuntalar y fortalecer la campaña a la gubernatura de Mario Zamora.

Rubén Rocha aun no da a conocer los nombres de quienes serán los integrantes de su Comité de Campaña, ni ha dado a conocer oficialmente quien será su coordinador.

La estructura de partido de Morena en Sinaloa es prácticamente inexistente. Estos detalles también cuentan.

UN PASITO MAS.-Ayer se dieron a conocer dos resultados de mediciones que resultaron muy positivas para Sinaloa. Una en materia de generación de empleos y calidad de los mismos, y la otra en materia de seguridad pública.

Mañana los comentamos con amplitud,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: