Blanca Torrescano y Nazario Castro defienden el territorio Angostura 2022

Angostura, Sin.- Con garra, pasión y entrega, Blanca Torrescano y Nazario Castro saborean las miles de la victoria y defienden el territorio en la gran función de box profesional que se desarrolló dentro de la feria de San Pedro y San Pablo, en Alhuey, gracias al apoyo y respaldo del alcalde, Miguel Ángel Angulo Acosta.

La velada boxística, que contempló seis enfrentamientos de poder a poder, fue todo un éxito debido al buen trabajo coordinado entre Ayuntamiento, la promotora Green Day, el Instituto Municipal de Cultura Física y el Deporte y el Instituto Municipal de la Juventud.

La descarga de adrenalina afloró en el empacón de Alhuey cuando sonó la campaña que puso en marcha las acciones, de inmediato los aficionados empezaron a apoyar con gritos, aplausos y porras a su pugilistas favorito.

En la división del peso Minimosca, Blanca Torrescano y Danna Paola Fraire (de Ciudad Obregón, Sonora) se dieron hasta con la cubeta en seis trepidantes asaltos. Luego de desatar pasiones, a decisión de los jueces la originaria del Puerto más joven de México, La Reforma (Torrescano) se llevó la agónica victoria por la vía unánime.

El que también defendió el territorio fue Nazario Castro, orgullo de La Isleta, Angostura y Campeón del Pueblo, se tuvo que emplear a fondo durante ocho cardíacos rounds para derrotar por decisión unánime a Isaías “El Musulmán” Lucrecio (de Ciudad de México).

Brandon “El Gallo Negro” Castillo, de Batamote, Guasave, se despachó en menos de lo que canta un gallo a Juan Camargo, al noquearlo en el primer asalto.

Manuel Ruiz, de Culiacán, también mostró el poder que posee en los puños, al aplicarle el doloroso cloroformo en el primer llamado al Guasavense Jesús Daniel Gastelum.

Jonathan Uribe (de Cuernavaca, Morelos) y Luis Fernando Rocha (de Durango) le pusieron los pelos de punta a la fanaticada, al boxear los seis asaltos programados. Al final de cuentas, por decisión unánime, el vencedor fue el primero en mención.

Luis Alcaraz, de Los Mochis, y Raymundo Castillo, de Durango, estaban brindando una muy buena pelea pero desafortunadamente antes de terminar el primer round se presentó un cabezazo accidental que obligó a para el combate debido a una grave herida que sufrió uno de los pugilistas, por tal motivo se decretó empate técnico.

Cabe señalar durante la velada boxística se le brindo un homenaje y reconocimiento a Ricardo “Riky” Olmeda y como invitados especiales estuvieron el alcalde, Miguel Ángel Angulo Acosta, Humberto “Zorrita” Soto, Manuel “Kochul” Montiel, Eduardo “Sugar” Núñez y Juan Montiel.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: