“Ley Olimpia siempre ha sido para hombres y mujeres por igual”: Olimpia Coral Melo

Coahuila, Coah.- Olimpia Coral Melo, activista que impulsó la creación de la Ley Olimpia, habló sobre el caso de Diego, el primer hombre que fue beneficiado por la reforma que propuso para castigar compartir contenido explícito de otra persona.

“La Ley Olimpia siempre ha sido para hombres y mujeres por igual”, expresó en entrevista con Jesús Martín Mendoza en el programa Las Noticias de la Tarde de El Heraldo Media Group.

Sin embargo, recordó que su propuesta, desde un principio, fue el género masculino el que se opuso a su aprobación. “Fueron los hombres los que se opusieron a esta ley”, mencionó.

Indicó que fueron las mujeres las que pusieron su cuerpo para conseguir esta Ley, además de señalar que son las mismas mujeres las que son más violentadas por este delito. Por ello, anotó que hay diferencias con el caso de Diego.

Apuntó que se puede ver en los comentarios cuando salió la nota de este hombre. Expuso que hay comentarios hacia las mujeres como el de “para que abre las piernas”, mientras que el de los hombre son de festejo.

Diego, el primer hombre que protege la Ley Olimpia

Un hombre de Coahuila identificado como Diego “N” denunció a su exesposa, Yessica “N”, por el delito de violencia a la intimidad sexual, mismo que consiguiera su tipificación gracias a la lucha de Olimpia Melo y cuyo movimiento se conociera como “Ley Olimpia”.

La historia de este caso ha marcado precedentes al tratarse de la primera vez que un hombre se ampara en los juzgados bajo esta ley. Sin embargo, durante el proceso para buscar la justicia, Diego refirió haber sufrido burlas y acoso, adicionales a las que vivió al ser difundido el material íntimo, que incluso lo llevó a perder su empleo.

Este miércoles la jueza vinculó a proceso a la mujer y dio un plazo de dos meses para la investigación complementaria y el inició del juicio oral. Según el Código Penal de Coahuila, el delito por compartir contenido íntimo de otra persona se castiga con multas de 1000 a 2000 unidades de medida y actualización, además de tres a seis años de prisión.

Con imágenes e información de El Heraldo de México

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: