‘Me aventé por la puerta, estaba medio abierta’, narra sobreviviente del accidente en Metro de CDMX

Ciudad de México.- “Me aventé por la puerta, estaba medio abierta”, narró Alejandro, un sobreviviente del desplome en la estación Olivos de la Línea 12 del Metro de la Ciudad de México.

La señora Perla Bedolla, quien desesperada entre las ambulancias buscaba a su hijo Alejandro, de 21 años de edad, porque viajaba en uno de los vagones del Metro que se desplomó en la estación Olivos de la Línea 12.

Justine Rivera, prima de Alejandro, dijo: “Le marcaron a su mamá, le dijeron que se había caído, entendimos que se había caído a las vías, pero nos dijeron después que literal se había caído el Metro”.

Al paso de la señora Bedolla cruzaban camillas con heridos, cuando finalmente se reencontró con su hijo.

Madre e hijo se fundieron en un abrazo que duró más de un minuto.

Perla Bedolla, madre de Alejandro, contó: “Aliviada pues ya lo encontré, no le pasó nada, pero lo voy a llevar a urgencias a que le tomen placas”.

Alejandro Porcayo, sobreviviente, narró: “Pues nada más venía en el celular cuando enfrenó, se sintió que frenó, luego se sintió como si me hubiesen jalado y de ahí no recuerdo nada nada más, recuerdo que me traté de agarrar del tubo, pasé por los tubos, la gente me cayó, yo le caí a la gente en el momento que no se, salgo del shock”.

Alejandro contó como salió del vagón que ya se encontraba colapsado con todo y la estructura.

“Fui el primero en salir, me aventé por la puerta estaba entreabierta, salté me revolqué y gracias a Dios estoy vivo”, dijo Alejandro Porcayo.

Alejandro se dirigía a la estación de Tláhuac porque como dato curioso, trabaja para una empresa que le brinda al Metro el servicio de sanitización de unidades.

“Fue algo muy rápido porque literal fue estar viendo el celular después sentí el tirón sentí un par de golpes y fue reaccionar de todo lo que había pasado que el tren, se había caído, que se había caído el puente, ver a la gente encima de mí, perder el celular. La verdad, me sentí muy aliviado porque exactamente la sangre que traigo en la camisa es de una persona que perdió la mano literalmente se la voló toda y al momento de revisarme y ver que estaba completo sentí calma. Muy bien se siente, es una bendición realmente es una bendición. Pudieron haber pasado mil cosas y estoy bien, solo son golpes”.

Cuando el joven sobreviviente del desplome del Metro recibía las palabras de su novia, sufrió un calambre y fue atendido por paramédicos de la Cruz Roja.

“Muy bendecida de que no le haya pasado nada la verdad fue algo horrible estábamos viendo las noticias estaba en mi casa y sé que va a trabajar a estas horas y pasa por esta línea y le marqué a su papá porque sentí algo que iba en ese Metro”, señaló la novia de Alejandro.

Alejandro en un principio rechazó la atención médica para dar prioridad a los accidentados de gravedad.

Sin embargo, finalmente fue atendido y vendado en una ambulancia de Protección Civil de la alcaldía Miguel Hidalgo que lo trasladó al Hospital Rubén Leñero para ser atendido por golpes.

Con información de Noticieros Televisa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: