¡Nos vamos a defender!, advierte el presidente ante amenaza de consultas

Ciudad de México.- El Presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó esta mañana que las consultas en materia energética a las que apela Estados Unidos y Canadá es un procedimiento que ya se ha hecho en otras ocasiones entre ambos países, y también México y Canadá en contra de EEUU, y ahora EEUU y Canadá en contra de México.

Es un procedimiento que se contempla en el Tratado de Libre Comercio, es una consulta acerca de políticas que se presumen contravienen lo establecido en el acuerdo, hay un plazo para dar respuesta a esas consultas de un poco más de 70 días, y luego si no hay acuerdo se va a páneles internacionales para que se dirima sobre el caso, quién tiene la razón.

“Es un proceso, nosotros vamos a llevar a cabo todo lo que corresponde, y dejar de manifiesto que no hay ninguna violación al Tratado, y aclarar que podemos tener relaciones comerciales, pero nuestras políticas las definimos en México, por ejemplo en el tema energético nosotros no vamos a poner en negociación el dominio de la nación del pueblo de México sobre el petróleo, eso está clarísimo”, dijo.

Señaló que si en otras administraciones se negoció el tema, ahora ya se explicó aquí que cuando se renegoció el Tratado se puso como condición que no entraba el petróleo. El gobierno anterior y los otros habían comprometido el petróleo, no en el Tratado, sino en otros acuerdos que se habían hecho con Canadá.

López Obrador respondió de esa manera a la demanda de consultas energéticas que están haciendo Canadá y Estados Unidos sobre México. Y advirtió que hoy dará a conocer cómo estaba el capítulo sobre el petróleo y cómo quedó, “para que nos entendamos”.

Muchos de los que promueven esta consulta fueron los que aceptaron estando en el gobierno que el petróleo se pusiera en la mesa de negociación, y los intelectuales orgánicos y los medios de comunicación del conservadurismo, entonces, “todo eso se va a explicar, y en materia eléctrica lo mismo, vamos a dar a conocer cómo de manera abusiva, violando la legislación que ellos mismos autorizaron para destruir a la CFE, y entregar el mercado eléctrico a las empresas particulares, sobre todo extranjeras… bueno, las mismas leyes que ellos aprobaron, las violaron”.

Tenemos muchísimos elementos para responder, y si se trata de una sanción de tipo político también nos vamos a defender, “porque puede ser, tengo indicios de que esto tiene que ver con los intereses creados que se sienten afectados porque se dedicaban a saquear a México, y como se les puso un alto, un hasta aquí, empezaron a hacer trabajo en Estados Unidos y logran esto, pero si no hay razón nosotros no nos vamos a quedar con los brazos cruzados”.

México es un país independiente aunque se malentienda esta postura. Y volvió a agradecer a Joe Biden, presidente de EEUU, por el trato a México.

Hay quienes tienen posturas distintas, pero que no piensen que es igual que antes, que ellos imponían las políticas. La agenda ahora la establecemos nosotros, ahora gobernamos de acuerdo al plan de desarrollo que se envió al Congreso y que se aprueba en el Poder Legislativo, no son las recomendaciones del Fondo Monetario, ni del Banco Mundial, ni de ningún gobierno extranjero.

Esto es lo que sorprende, más de tres décadas, 36 años de política neoliberal, “de tanto agachar la cabeza, de tanto arrodillarse, se acostumbraron…. Noooo… tenemos que hacer valer nuestra soberanía, y el petróleo es nuestro, es de la nación, y eso es lo que estamos haciendo”.

Se va aclarar todo, el gobierno mexicano dedicó hace como un mes, dos semanas atendió a 19 empresas del sector energético y se lograron acuerdos con 17. Sin embargo, no es nada más lo de las empresas.

No son las empresas las que tienen la inconformidad, por eso intuyo que es un asunto político. Estuve en Washington, no se trató el tema, se reunión con los empresarios, y al contrario, se comprometieron a invertir 40 mil millones de dólares en el sector energético.

Es un grupo muy molesto con la política que estamos llevando a cabo, dijo el Presidente, y recordó a Felipe Calderón, que es empleado de Iberdrola que tiene financiamiento de fondos de los Estados Unidos, y eran los que se sentían dueños de México.

Al final lo que estamos defendiendo es que no aumente el precio de la luz, que no pase lo que en España, porque si dejamos a estos ambiciosos, gente sin escrúpulos que lo único que les importa es el dinero, pues dejamos en estado de indefensión al pueblo de México, y eso no.

“Es defender para que no aumenten los precios de la luz, que no aumente el precio de los combustibles, esa es nuestra lucha, y también que no desaparezca la CFE, porque ese era el plan”, señaló.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: