Ricardo Anaya se defiende de las acusaciones de soborno: “López Obrador me quiere meter a la cárcel con puras mentiras”

Ciudad de México.– Ricardo Anaya Cortés, excandidato a la presidencia por el Partido Acción Nacional (PAN), ha cargado este martes con dureza contra el Gobierno de López Obrador y desmiente los señalamientos en su contra que realizó la Fiscalía General de la República (FGR) hace unos meses. “López Obrador me quiere meter a la cárcel con una historia de puras mentiras”, ha asegurado el político en un video difundido en redes sociales.

En la investigación del caso Odebrecht, la Fiscalía acusa al político de recibir de la compañía siete millones de pesos para votar a favor de la Reforma Energética cuando era diputado. En la primera de cuatro entregas, el político del PAN ha desmentido las acusaciones en su contra vertidas por el exdirector de Pemex, Emilio Lozoya.

“Toda la acusación en mi contra tiene que ver con un pacto perverso entre Lozoya y López Obrador”, afirma Anaya en la grabación rodeado de las cajas en las que supuestamente se encuentran las miles de hojas que integran su expediente: cinco tomos principales y 71 anexos.

El excandidato asegura que le costó 13 solicitudes y tres órdenes judiciales conseguir una copia del archivo porque la Fiscalía se rehusaba a entregársela.

De acuerdo con la investigación del Ministerio Público, el caso de sobornos a varios políticos y exfuncionarios “evidencia una línea clara y consecuente de hechos delictivos que tuvieron por objeto entregar el patrimonio petrolero del país a intereses y empresas extranjeras, con todas las consecuencias económicas y sociales que México ha sufrido”, señala la Fiscalía en la acusación que hizo pública hace unos meses, a petición expresa del presidente.

“Lozoya debería estar en la cárcel y debería regresar el dinero, pero hizo un pacto con López Obrador, lo dejaron en libertad y lo están dejando quedarse con el dinero”, ha respondido Anaya respecto a los 10 millones de dólares que supuestamente el director de Pemex recibió de la trama delictiva.

Anaya vuelve a la carga y asegura que el Gobierno ha acordado dejar en paz al exdirector de Pemex a cambio de que este ataque a los opositores políticos del actual presidente: “Él queda como un angelito y López Obrador me trata de meter 30 años al bote [cárcel]”.

El político panista asegura que en la investigación hay datos falsos manipulados para incriminarle, como, por ejemplo, que recibió el soborno en el estacionamiento de la Cámara de Diputados de manos de un miembro del Estado Mayor Presidencial, el 8 de agosto de 2014, cuando ya no era diputado y la reforma ya había sido votada en el pleno.

“La Fiscalía de López Obrador dice, de acuerdo a la declaración de Lozoya, que para que votara a favor de la Reforma energética me dieron un soborno en agosto de 2014. ¡Habría sido el soborno más tonto de la historia! Porque yo voté a favor en diciembre de 2013 y dejé de ser diputado en marzo de 2014. Me acusan de recibir el soborno en agosto de 2014, ¿o sea que le compraron el voto a alguien que ya no tenía voto?”, contraataca Anaya.

En el expediente Lozoya asegura que Norberto Gallardo, jefe de escoltas y del Estado Mayor, acudió a la Cámara en un vehículo marca Charger, color blanco y accedió al recinto por la calle de Zapata, cuando los accesos solo son a través de la avenida Ingeniero Eduardo Molina y sobre la calle Sidar y Rovirosa. Una vez dentro de la Cámara, y de acuerdo a la versión de Lozoya, Gallardo se encontró con Anaya y su particular para entregarle los siete millones de pesos. Anaya ha desmentido esta declaración a través de una solicitud de información hecha a la Cámara de Diputados.

“De acuerdo a los lineamientos de la propia Cámara está prohibido el acceso a vehículos de escolta o a miembros de corporaciones. Tercero, porque para esas fechas ya no era diputado y tampoco tenía tarjeta de proximidad para el acceso (…) La respuesta oficial de la Cámara de Diputados acredita que ni el ayudante de Lozoya ni Anaya estuvieron en ese lugar ningún día de la semana”, asegura el político en su respuesta. “No había manera de que el supuesto enviado de Lozoya entrara al estacionamiento cubierto”, remata.

En la misma grabación el político carga duramente contra el mismo presidente.

“Andrés Manuel, te has convertido en lo que tanto criticabas: en un mentiroso y corrupto vulgar, en un tirano que tuerce la justicia para sus venganzas personales”, ha señalado el panista. “Si creen que lo que hoy les presenté es contundente, espérense a ver lo que les voy a enseñar mañana”. El show de Anaya no ha terminado.

Con información de El País

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: