Estadounidenses tienen derecho a portar armas en público, determina la Corte Suprema de EU

Washington .- La Corte Suprema dijo el jueves que los estadounidenses tienen derecho a portar armas en público, una importante expansión de los derechos de armas.

La decisión de los jueces (6-3) se produce tras una serie de recientes tiroteos masivos y se espera que, en última instancia, permita a más personas llevar armas legalmente en las calles de las ciudades más grandes del país -incluyendo Nueva York, Los Ángeles y Boston- y en otros lugares. Alrededor de una cuarta parte de la población estadounidense vive en los estados que se espera que se vean afectados por la sentencia, la primera decisión importante sobre armas del alto tribunal en más de una década.

El fallo se produce en un momento en que el Congreso está trabajando activamente en la legislación sobre armas tras los recientes tiroteos masivos en Texas, Nueva York y California.

El juez Clarence Thomas escribió para la mayoría que la Constitución protege “el derecho de un individuo a llevar un arma de mano para su defensa personal fuera del hogar”.
En su decisión, los jueces anularon una ley de Nueva York que exige a las personas que demuestren una necesidad particular de llevar un arma para obtener una licencia para llevarla en público. Los jueces dijeron que el requisito viola el derecho de la Segunda Enmienda a “tener y llevar armas”.

California, Hawai, Maryland, Massachusetts, Nueva Jersey y Rhode Island tienen leyes similares. El gobierno de Biden había instado a los jueces a mantener la ley de Nueva York.
En una disidencia a la que se unieron sus colegas liberales, el juez Stephen Breyer se centró en el número de víctimas de la violencia armada. “Desde el comienzo de este año (2022), ya se han registrado 277 tiroteos masivos, un promedio de más de uno por día”, escribió Breyer.

Los defensores de la ley de Nueva York habían argumentado que su anulación conduciría en última instancia a un mayor número de armas en las calles y a un aumento de los índices de delitos violentos. La decisión llega en un momento en que la violencia con armas de fuego, que ya había aumentado durante la pandemia de coronavirus, se ha disparado de nuevo.

En la mayor parte del país, los propietarios de armas tienen pocas dificultades para llevarlas legalmente en público. Pero eso ha sido más difícil en Nueva York y en el puñado de estados con leyes similares. La ley de Nueva York, en vigor desde 1913, establece que para llevar un arma oculta en público, la persona que solicita una licencia tiene que demostrar una “causa adecuada”, una necesidad específica de llevar el arma.

El estado expide licencias sin restricciones en las que una persona puede llevar su arma en cualquier lugar y licencias restringidas que permiten a una persona llevar el arma pero sólo para fines específicos como la caza y el tiro al blanco o para ir y volver de su lugar de trabajo.

La última vez que el Tribunal Supremo emitió una decisión importante sobre armas fue en 2010. En esa decisión y en otra de 2008, los jueces establecieron el derecho nacional a tener un arma en casa para la autodefensa. La cuestión para el tribunal esta vez era sobre el hecho de llevar una fuera de casa.

Con imagen e información de El Universal 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: