Jóvenes, aléjense del dinero, dice AMLO en La Mañanera

Ciudad de México.- Jóvenes, aléjense del dinero, de lo material, eso es una tentación, y no necesariamente significa felicidad, a veces es la perdición.

Lo anterior lo dijo el Presidente Andrés Manuel López Obrador, quien expresó que la felicidad es estar bien con uno mismo, con la conciencia y el prójimo.

“No lo material… ni el lujo, ni el dinero, ni las marcas… no, no, no.. que barbaridad, la ropa, los relojes, de mal gusto”, dijo.

No estoy en contra que quien tiene dinero bien habido porque merece respeto. El lujo, la ostentación, es de mal gusto. Es ofensivo, y si nos podemos alejar de eso, mejor, no quiere decir que no se busque tener lo necesario, los ingresos que se requieren para educar a los hijos, para que no le falte nada a la familia.

“Pero llega a ser tanta la ambición, que el dinero se convierte en un Dios, y se vuelve un asunto enfermizo”, dijo.

Y retomó su último libro donde cómo un alto funcionario de Hacienda acumuló mucho dinero, bastante, entonces termina el gobierno, se queda con muchísimo dinero, y su esposa, con quien la cuidaba, un Almirante, planean asesinarlo para quedarse con el dinero.

Pero como imaginan que la mamá del funcionario iba a reclamar la herencia, y también los hermanos, se comete un horror, algo tremendo. Y recuerda que la señora invita a su suegra y a sus cuñados a una comida, entra un comando y los mata a todos, menos a ella, para que nadie reclamara la herencia.

“Deveras que algo espeluznante, se logró detener a la señora. El Almirante está prófugo”, dijo.

Pero fíjense a qué extremos se llega. A una gente que uno quiere, a un hijo, una gente cercana, cuál es el mejor consejo: “mejor la pobreza que la deshonra, no hay que ambicionar así lo material, el dinero, eso no es la vida, eso no es la felicidad. Y no quiere decir que no se tenga para lo básico, se puede tener para la alimentación, vestido, transporte y la distracción, y para el disfrute, pero como decía Juárez, la justa medianía, no la ambición, y de querer también triunfar a toda costa, sin escrúpulos morales de ninguna índole.

“Estar pensando que eso es viveza, qué astuto es, que abusado es el transa, el que utiliza las influencias, ya se coló, y tiene buen padrino, buenas agarraderas. No, y eso afortunadamente no tiene que ver con nuestras culturas”, insistió el Presidente López Obrador.

Muchos toman caminos incorrectos por “la Cheyenne apa”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: