Las escaleras siguen sucias

Cómo dejar de observar lo que sucede en el Gobierno de Andrés Manuel cuando él mismo todos los días marca la agenda nacional o cuando todo lo que pasa en este país gira a su alrededor. Lo cierto es que hoy, Andrés Manuel pasó de ser el acusador natural a ser el acusado.

Las cuentas públicas de su primer año de gobierno, muestra una realidad que no se puede ocultar. Las escaleras que él prometió barrer de arriba hacia abajo para combatir la corrupción, siguen sucias.

Dos hechos sucedidos durante la semana que termina, fueron y le pegaron en el puro centro de la principal bandera de la cuarta Transformación. El supuesto combate a la corrupción.

Y es que tanto la comparecencia de la titular de la Secretaría de la Función Pública, Irma Eréndira Sandoval, como el informe de la cuenta pública del ejercicio fiscal 2019 presentado por la Auditoría Superior de la Federación, muestran que las escaleras o no se han barrido bien, o en su defecto, solo se colocó la basura bajo la alfombra.

Nada ha cambiado de fondo. La corrupción sigue ahí, en la era de la 4T.

¿Tendrá sus efectos colaterales en el ánimo del pueblo en el 2021?

Lo hemos reiterado en varias ocasiones. En vísperas de un proceso electoral, todo cuenta, pero más aquello que tenga que ver con los temas de corrupción.

Pero vayamos por partes.

1.-Apenas a media semana, la titular de la SFP, Irma Eréndira Sandoval compareció ante la Cámara de Diputados y ahí se dio la primera declaración controversial. Dijo que las adjudicaciones directas no son ilegales y tampoco son inmorales en el marco de la pandemia que se vive en el país. ¿Será acaso que por eso dijo el presidente que la pandemia le cayó como anillo al dedo? Quién sabe.

2.-Previamente los diputados le habían sacado sus propios datos. Según los diputados, la administración pública, tan solo en los primeros 9 meses del presente año, ha celebrado 104 mil 99 contratos por un total de 333 mil 910 millones de pesos, de los cuales 79.3% fueron adjudicados de manera directa. En el 2019, el porcentaje de adjudicación directa fue del 84 por ciento y no había pandemia de Covid.

¿Qué quiere esto decir? Bueno, traducido al español, quiere decir que no ha habido respeto a la ley, no ha habido transparencia en el uso del recurso público y el gobierno federal ha entregado dichos contratos a quien él ha querido. O sea a sus empresarios favoritos.

¿Esto donde lo han visto los mexicanos? ¿Algo ha cambiado a lo que se daba al pasado? Habría que decir que sí. Cambió el porcentaje y monto de los contratos asignados de manera directa. Nunca en la historia se habían entregado tantos así.

Una sola asignación directa ya es ilegal, ahora con mayor razón el 80 por ciento de los entregados.

3.-Irma Eréndira no cuestionó los datos de los diputados, pero si los justificó de la siguiente manera y con la siguiente expresión. “Tenemos que tener el contexto de la pandemia y si bien los mecanismos competitivos y de licitación pública son evidentemente los idóneos y los preferidos por una servidora y todo el equipo de la SFP, las adjudicaciones directas no son ilegales y, sobre todo, frente a la pandemia no son inmorales“, explicó Sandoval.

4.- Pero la mejor frase que pinta de cuerpo entero las escaleras sucias de la actual administración fue lo siguiente pronunciado por la misma Irma Eréndira Sandoval.

Sandoval agregó que la Secretaría de la Función Pública está realizando transformaciones a las bitácoras de fiscalización, asignaciones y contrataciones de la administración pública.

“En las propuestas de reforma que estamos haciendo en la ley de adquisiciones, estamos haciendo la propuesta de transformar el límite de las posibilidades de asignación directa a niveles del 20% y no como ocurre en la actualidad”, señaló Irma Eréndira Sandoval.
En pocas palabras, Irma Eréndira dice que apenas se está realizando transformaciones a las bitácoras de fiscalización, asignaciones y contrataciones para bajar el número de asignaciones directa.

¿Apenas? Si ya cumplieron dos años en el gobierno? UFF

Otra vez la falta de resultados. ¿Qué no combatir la corrupción es y era la prioridad del actual gobierno?

Evidentemente las escaleras siguen sucias.

5.-Pero el siguiente balde con agua fría al gobierno de Andrés Manuel le cayó apenas ayer cuando el titular de la Auditoría Superior de la Federación, dice haber encontrado irregularidades en el manejo del recurso público por más de 25 mil millones de pesos tan solo en el primer año de la presente administración.

6.-¿Qué dice el informe? Que del monto total observado (25,748 mdp), el 54.6% correspondió a falta de documentación comprobatoria; el 8.0% a pagos improcedentes o en exceso; el 6.5% a recursos o rendimientos financieros no ejercidos, devengados, ni comprometidos y sin ser reintegrados a la TESOFE y el 4.9% a transferencias de recursos a otras cuentas bancarias. El 26.0% restante correspondió a otros conceptos, de acuerdo con la ASF.

En pocas palabras, más de la mitad del dinero gastado de lo observado, se hizo como si fuera dinero propio y no se documentó en que se gastó. Ufff.. eso es mucho dinero volando.

7.-¿Impactarán estos números en el pueblo a la hora de ir a votar? Eso se sabrá en el 2021.

8.-Pero en este mundo de opacidad en el manejo del presupuesto traducido a este mundo de basura que aún permanece sobre las escaleras que prometió barrer el presidente, hay un apartado que impacta y mucho en el ánimo de los productores sinaloenses.

Resulta que de acuerdo a la auditoría realizada por la ASF, Segalmex, -la misma dependencia que no paga los apoyos a los productores-, no acreditó el destino que le dio al gasto de 3 mil 27 millones de pesos, ni generó información confiable que permita evidenciar como se ejercieron los recursos.

Pero eso no es todo. La ASF dice que en una amplia revisión al programa Precios de Garantía a Productos Alimentarios Básicos, Segalmex gastó 8 mil 100 millones de pesos, es decir, 2 mil 100 millones de pesos más que los aprobados.

¿Entonces a quien si le pegó –si es que de verdad pagó- y porque a los productores de Sinaloa no les pagó, o bien a dónde se fue el dinero que debió pagar a los productores sinaloenses?

Y todavía la ASF da otro dato por demás interesante. Dice que Segalmex destinó 14.2 por ciento de su presupuesto a “gastos de operación” que tampoco comprobó, cuando el porcentaje autorizado era del 5 %.

¿Quién se quedó con el dinero que debió y debe llegar a los productores agrícolas de Sinaloa? ¿Se irían en esos 3 mil millones que nadie sabe y nadie supo en que se gastaron? ¿O se irían en ese brutal aumento en los gastos de operación?

Lo cierto es que los productores agrícolas no les pagaron en el 2019 y en el 2020 tampoco. No a todos.

El dinero anda volando y las escaleras siguen sucias evidentemente.

¿Habrá castigos a los responsables actuales?

Habrá que estar pendientes

PASO A PASITO.-El senador Rubén Rocha Moya se ve tranquilo, confiado y asegura que él será el candidato de Morena al Gobierno de Sinaloa.

Es válido dice, que otros compañeros de partido también aspiren y es saludable además. El partido, explica, en sus estatutos tiene que cuando más de una persona aspire a una candidatura, se resuelva vía encuesta el nombre del candidato.

“En Sinaloa se ordenará levantar una encuesta y estoy seguro que habré de salir como el mejor posicionado” advierte.

El Senador Rubén Rocha llegó ayer a Sinaloa de la ciudad de México para acompañar a su amiga y compañera Senadora Imelda Castro en la rendición de su segundo informe de Gobierno.

Hoy el Senador Rubén Rocha estará en el Municipio de Guasave donde sostendrá un encuentro con Mujeres.

OTRO PASITO.- Zapatero a tus zapatos, dice el dicho. La Secretaría de Marina, por andar de constructor en la era de la 4T ya empieza a salir manchada de corrupción también.

Conforme se va desglosando el informe de la ASF al ejercicio fiscal del 2019, el lodo o costra de mugre se empieza a ver.

Según la ASF, la Secretaría de Marina, debe aclarar el paradero de casi 8 millones de pesos que no fueron comprobados en la construcción de un hospital en Veracruz, además, de que observó la duplicación de precios unitarios, pagos en exceso, gastos en obras no realizadas etc.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: