Pacientes con VIH medicados reducen complicaciones ante Covid-19

Ciudad de México.- Las personas que viven con VIH/SIDA y que mantienen una inmunidad idónea a través de un  adecuado control del virus con su tratamiento antirretroviral, reducen las  posibilidades de complicaciones si llegan a contagiarse de covid-19, señaló Juan José Calva Mercado, director del Comité Nacional para el Uso Racional de los Antirretrovirales (CORESAR).

Por el contrario, si los pacientes no tienen controlada su enfermedad, corren  el doble de riesgo de sufrir una infección grave del virus SARS-CoV-2, llegando incluso, a perder la vida.

En el marco de la conmemoración del Día Mundial de lucha contra el SIDA – que se conmemora este primero de noviembre-, en conferencia virtual de prensa, Calva Mercado, detalló que resultado de los “pocos informes” que existen en torno al coronavirus, se sabe que  un paciente controlado de VIH/SIDA y bien medicado, tiene las mismas posibilidades de infectarse de covid-19, que una persona sana, y enfrentar la enfermedad con menos dificultades.
“Aquellas personas con VIH que reciben terapia antirretroviral, que tienen un adecuado control del virus, que su inmunidad se ha mantenido bien – o estaba mal y se ha reestablecido-, es decir, que tienen cuentas de CD4 casi óptimas, que están por arriba de las 300 células por  milímetro cúbico, en esas personas parecería, -la poca información que tenemos-apunta, que se infectan, se enferman y les va igual de mal que una persona que no tiene VIH”, detalló.

Es decir, no están en un estado de inmunosupresión suficiente como para que tengan un pronóstico diferente a su contraparte no VIH. En cambio, las personas que tienen CD4 bajos, es decir, que tienen una deficiencia.

“Ahí sí existe una preocupación -con la información que tenemos- en torno a que  si se hospitalizan, su riesgo de que tienen que ser sometidos a una terapia intensiva,que tengan que recibir soporte de oxígeno a través de ventilación mecánica asistida, e incluso que se mueran en el hospital, parece que es del doble”, detalló el también Investigador del Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición “Salvador Zubirán”, agregó.

Por su parte, Rodrigo Pestana Lopes, líder para Asuntos Médicos y Científicos para Latinoamérica en Becton Dickinson, señaló que la pandemia de covid-19, impactó fuertemente en las políticas de prevención y diagnóstico en las personas que tienen VIH-Sida.

Situación que  ha traído como consecuencia un subdiagnóstico de los pacientes con VIH, ya que en lo que va del año, solo se han detectado alrededor de siete mil casos, frente a los 17 mil 172 que se diagnosticaron el año pasado.

“Según el último reporte de Censida, comparando con el año pasado en 2019, se  diagnosticaron 17 mil 172 mexicanos. En 2020 sin terminar el año, se habían diagnosticado 7 mil 459 mexicanos, prácticamente una reducción de 10 mil personas contra 2019. Además,   17 mil 364 mexicanos fueron diagnosticados en 2018. Claramente existe aquí un reflejo de la pandemia”, indicó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: