Un bello idilio en un campo agrícola, en la ópera “El elíxir de amor”, este viernes

Culiacán, Sin.- Una bella historia de amor entre un humilde campesino y una rica terrateniente, adaptada visualmente a los campos agrícolas sinaloenses, entre un jornalero del campo y la pudiente dueña del predio hortícola, es la que presenciarán este viernes, en única función, los asistentes al Teatro Pablo de Villavicencio, a las 20:00 horas, en la ópera “El elixir de amor”, de Gaetano Donizetti.

Participan en este montaje la Orquesta Sinfónica Sinaloa de las Artes, bajo la dirección artística del Mtro. Miguel Salmón del Real, así como los solistas del Taller de Ópera de Sinaloa, que dirige José Manuel Chu, y el Coro de la Ópera de Sinaloa, que dirige el barítono Marco Antonio Rodríguez.

Actúan en los roles principales de la soprano Lucía Beyles como “Adina”; los tenores Jair Padilla y Mario Canela alternándose como “Nemorino”, la soprano Claudia Puebla y la mezzosoprano Mayela Yépiz, quienes se alternarán como “Gianeta”; el barítono Isaac Herrera será el “Sargento Belcore” y el barítono Carlos Rojas como el charlatán de feria “Dulcamara”.

Esta producción forma parte de la Primera Temporada 2022 de la OSSLA, y los boletos tendrán un costo de solo cien pesos general, que pueden adquirirse en línea en el portal www.guiadehoy.com y, para quienes lo deseen, este viernes desde las 10:00 de la mañana, en la taquilla del Teatro, habrá personal ayudándoles a adquirir el boleto, para lo cual se requiere tarjeta bancaria, por cuestiones de transparencia.

No es la primera vez que una ópera tan exitosa y con una música tan bella se presenta en la ciudad, con estas mismas compañías, lo cual no es sino una muestra de una pieza eterna, llegadora y que despierta el entusiasmo de la gente. En 2016 la montó el Taller de Ópera de Sinaloa con apoyo del Coro, y acompañamiento al piano en vez de Orquesta, y se presentó dos veces en el Teatro Socorro Astol, con la misma adaptación escénica para jornaleros del campo, que hoy se retoma para ser llevada posteriormente ante ese público.

La anécdota es universal: Un humilde jornalero que se enamora de la rica terrateniente quien los desdeña mientras es cortejada por el sargento Belcore, hasta que perdida toda esperanza, llegara un vendedor de remedios curalotodo al pueblo y el enamorado le compra un supuesto elíxir para enamorar a una mujer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: