Viruela del mono es emergencia global; máxima alerta de la OMS

Ciudad de México.- La Organización Mundial de la Salud (OMS) activó su máximo nivel de alerta para contener el brote de viruela del mono, con casi 17 mil casos en 74 países.

Sin embargo, aclaró que el riesgo global es relativa­mente moderado, salvo en Europa, donde es alto.

La categoría de “emer­gencia de salud pública” está diseñada para advertir la necesidad de una respues­ta internacional coordinada y podría desbloquear el fi­nanciamiento y los esfuerzos para intercambiar vacunas y tratamientos.

Tedros Adhanom Ghe­breyesus, director de la OMS, explicó que el brote “se con­centra en hombres que tie­nen relaciones sexuales con hombres y en particular en los que tienen múltiples pa­rejas”. Advirtió sobre los ries­gos de discriminación, que “pueden ser tan peligrosos como cualquier virus”.

Anoche, la Secretaría de Salud informó que amplió las medidas de prevención y vigilancia, y reportó 55 con­tagios en nueve estados.

 

VIRUELA DEL MONO YA ES EMERGENCIA MUNDIAL; OMS ACTIVA MÁXIMA ALERTA

La Orga­nización Mundial de la Salud (OMS) activó ayer su máximo nivel de alerta para tratar de contener el brote de viruela del mono, que ha afectado a casi 17 mil personas en 74 países.

He decidido declarar una emergencia de salud pública de alcance internacional”, la llamada USPPI, dijo Tedros Adhanom Ghebreyesus en rueda de prensa, afirmando que el riesgo en el mundo es relativamente modera­do, salvo en Europa, donde es alto.

Tedros explicó que, de momento, el brote “se con­centra en hombres que tie­nen relaciones sexuales con hombres y en particular en los que tienen múltiples pa­rejas, lo que significa que se puede detener con estrate­gias adecuadas en los grupos adecuados”.

Es esencial que todos los países trabajen estrecha­mente con las comunidades de hombres que tienen re­laciones sexuales con hom­bres” para proporcionar asistencia e información, in­sistió el jefe de la OMS.

Al mismo tiempo, advirtió del riesgo de discriminación afirmando que “el estigma y la discriminación pueden ser tan peligrosos como cual­quier virus”.

Desde principios de mayo, cuando se detectó por pri­mera vez fuera de los países africanos donde es endémi­ca, la enfermedad ha afec­tado a más de 16 mil 836 personas en 74 países, según los Centros para el Control y Prevención de enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos (a fecha de 22 de julio).

Aunque las autoridades sanitarias de Reino Unido, uno de los epicentros del brote, informaron de un des­censo del ritmo de infeccio­nes, el número de casos está aumentando rápidamente en todo el mundo.

Tedros explicó que el co­mité de expertos quedó di­vidido, con nueve miembros en contra de activar la USPPI y seis a favor. Al final, fue él quien decidió.

Es un llamado a la ac­ción, pero no es el primero”, dijo Mike Ryan, responsable de emergencias de la OMS, quien afirmó que espera­ba que condujera a una ac­ción colectiva contra la enfermedad.

La llamada USPPI se uti­liza en situaciones que son “graves, repentinas, inusuales o inesperadas”. Es la séptima vez que la OMS utiliza este nivel de alerta.

 

 

 

 

ALCANCE

La viruela del mono, des­cubierta por primera vez en humanos en 1970, es menos peligrosa y contagiosa que la viruela humana, que fue erradicada en 1980.

Un estudio publicado el jueves en el New England Journal of Medicine confir­ma que en 95% de los ca­sos recientes, la enfermedad se transmitió por contac­to sexual y que 98% de los afectados eran hombres ho­mosexuales o bisexuales.

Hasta ahora, el virus se transmitía generalmente de animales a humanos sólo en algunos países de África Oc­cidental, pero ha pasado a decenas de países.

El viernes, la Agencia Eu­ropea del Medicamento (EMA) dijo que había aproba­do el uso de una vacuna con­tra la viruela humana para usarla contra la viruela del mono.

La vacuna Imvanex, de la empresa danesa Bava­rian Nordic, está aprobada en la Unión Europea desde 2013 para la prevención de la viruela.

La OMS recomienda vacu­nar a las personas de mayor riesgo y a los trabajadores sa­nitarios que puedan estar ex­puestos a la enfermedad.

 

EN MÉXICO, SE HAN CONFIRMADO AL MENOS 55 CASOS DE LA ENFERMEDAD

La Secretaría de Salud in­formó ayer en un comuni­cado que en México se han confirmado 55 casos de vi­ruela del mono en nueve estados, sin detallar la can­tidad por entidad.

Sin embargo, autorida­des locales han informado los siguientes contagios. En la Ciudad de México hay 22; diez en Jalisco; dos en Vera­cruz; uno en Tabasco; uno en Colima; uno en Baja Ca­lifornia; dos en Nuevo León; uno en Quintana Roo; dos en el Estado de México, y uno en Sinaloa.

La Secretaría de Salud de Nuevo León tiene con­firmados dos casos.

El primer paciente en Nuevo León se reportó el 7 de julio y el segundo el 19 de este mismo mes.

El primer caso corres­ponde a un hombre que fue detectado en el Hospital Universitario, quien padece VIH, y fue dado de alta tras cumplir su aislamiento.

El segundo paciente es un hombre en aislamiento.

El subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, confirmó el primer caso el pasado 28 de mayo.

Hoy confirmamos el pri­mer caso importado de vi­ruela símica en México. Es un hombre de 50 años, resi­dente permanente de la ciu­dad de Nueva York, quien probablemente se contagió en Holanda. Se atiende en la CDMX”, escribió en Twitter.

En América, Estados Uni­dos encabeza la lista de ca­sos de viruela del mono con 2,582; Canadá, con 681; Bra­sil, 592; Perú, 143; Argenti­na, 18; Chile, 20; Puerto Rico, 11, y Colombia, con 10 casos confirmados, de acuerdo con datos actualizados el viernes.

 

 

INSTAN A APLICAR VACUNAS

La Organización Mundial de la Salud actualizó las recomendaciones para contener la propagación de la viruela del mono, determinando que es ne­cesaria una campaña de vacunación.

Así, pidió “considerar el uso específico de vacunas contra la viruela o la vi­ruela del simio de segun­da o tercera generación”.

En un comunicado de­terminó, entre otras me­didas, el establecimiento de mecanismos de coor­dinación multisectorial y de salud, además de im­plementar programas para evitar la estigmati­zación y la discriminación contra individuos o grupos afectados.

Llamó a intensificar la vigilancia epidemiológica y enfocar la comunicación de riesgos en entornos y lugares donde se llevan a cabo encuentros íntimos.

Exhortó a prote­ger a los grupos vul­nerables (individuos inmunodeprimidos, niños y mujeres embarazadas). “Esas acciones incluyen: comunicación de riesgos específica y participación de la comunidad, detec­ción de casos, aislamien­to de casos con apoyo y tratamiento, rastreo de contactos”.

Subrayó que es nece­sario aislar a los enfermos mientras dure el periodo infeccioso y llevar a cabo el rastreo de contactos.

Esas medidas apli­can en control de ingreso a cualquier nación, para evitar casos importados, especificó.

Con información de Excélsior

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: